Causas y condiciones

images-9El Dharma nos enseña que para manifestar una consecuencia es necesaria la confluencia de múltiples causas y condiciones. Las creencias erradas, las emociones aflictivas (apego, aversión, e indiferencia), y los hábitos y tendencias que nos impelen a actuar de maneras que consideramos inhábiles o indeseables constituyen las causas fundamentales de esos actos malsanos. Las condiciones que favorecen ese proceder incluyen las circunstancias materiales, la compañía de personas con conductas similares, y las situaciones que lo normalizan.

Si deseamos evitar esas tendencias habituales, resulta esencial que evitemos las condiciones propicias para su manifestación. Un ejemplo harto conocido es el de una persona con tendencia al alcoholismo, quien debe evitar la proximidad de y el acceso a las bebidas embriagantes (circunstancias materiales), las personas con conductas similares (la compañía), y los eventos en los que este comportamiento es normativo (situaciones).

Podemos aplicar esta estrategia a cualquier tendencia dañina, identificando y evitando los detonadores que propician repetir las acciones que deseamos eliminar.

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Amigo del mundo

EAM193504Ahora, mientras tengo libertad para actuar,

a todos debo ofrecer siempre una sonrisa,

y dejar de hacer muecas de disgusto y fruncir el ceño.

El primero en extender la mano en hermandad,

debo ser el amigo del mundo entero.

—Shantideva, Bodhisattvacharyavatara

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Hastiados de sufrir

15965827_1432081620156921_1818535939177698447_n“Todos los fenómenos condicionados son pasajeros.”

Cuando uno discierne esto sabiamente,

uno se hastía de sufrir.

Este es el sendero de la purificación.

 

“Todos los fenómenos condicionados son penosos.”

Cuando uno discierne esto sabiamente,

uno se hastía de sufrir.

Este es el sendero de la purificación.

 

“Todos los fenómenos carecen de existencia propia.”

Cuando uno discierne esto sabiamente,

uno se hastía de sufrir.

Este es el sendero de la purificación.

—Buddha Shakyamuni, Dharmapada

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario

Niños y ancianos

15665943_272346869846574_6465369063098680817_nBai Juyi (772-846 EC) fue un importante poeta y oficial gubernamental de la dinastía Tang en China. En una ocasión recabó de un monje la instrucción más esencial del Dharma, y el monje citó inmediatamente el resumen magistral del Buda Sakyamuni: “Evita el mal. Haz el bien. Purifica la mente.”

Bai Juyi no quedó satisfecho. “Toda criatura de tres años de edad conoce ese resumen. Lo que deseo escuchar es la enseñanza más profunda y fundamental del Buda.” El monje contestó: “Es posible que toda criatura de tres años conozca esa enseñanza, pero aun los ancianos de pelo blanco no la practican.”

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Proyecciones

cinema-reel-movie-film-projector-700La conciencia (la mente y sus funciones) es lo que confundimos con los sujetos y los objetos, el yo y lo mío, los seres y las cosas. No existe un yo sustancial, ni lo mío, ni seres, ni cosas. Solo hay representaciones mentales internas en nuestra experiencia.

Cuando vamos al cine, los actores y los escenarios no se encuentran en el teatro. Son imágenes proyectadas sobre una pantalla. Las imágenes aparentan ser personas y cosas, pero todas son solamente una combinación de luz y sombra.

Así también, todas nuestras experiencias solo se dan en —y en virtud de— la conciencia, que toma las formas de (se trasforma en) sujeto y objeto, yo y los demás seres, los fenómenos y sus características. Nuestra experiencia nunca es extra-mental. Siempre es interna.

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario

Aquí y allá

13508851_616211001887331_1250893147606421219_nAsí como el río henchido debe fluir

hasta alcanzar y bañar la distante pradera,

así también lo que damos aquí, en verdad,

alcanzará y bendecirá a los seres allá.

 

Así como el agua en la cima de la montaña

correrá presurosa hasta llegar al llano,

así también lo que damos aquí, en verdad,

alcanzará y bendecirá a los seres allá.

—Buda Sakyamuni, Nidhikanda Sutta, Khuddakapatha

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario

Tesoro verdadero

185168_406034926112853_1749305043_nEntre todas las pertenencias,

el Buda describió la satisfacción

como la mejor y más excelente.

¡ Permanece siempre satisfecho!

Si estás satisfecho, aun si no tienes nada más,

eres dueño de un tesoro verdadero.

—Arya Nagaryuna, Carta a un amigo

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario

Llenos y vacíos

4245793-riverObservemos el fluir del agua

en picos y desfiladeros:

los riachuelos corren ruidosos,

los grandes ríos fluyen en silencio.

 

Lo vacío resuena; lo lleno es circunspecto.

El tonto es como un cacharro vacío;

el sabio está lleno.

—Buda Sakyamuni

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

No somos impotentes

15220005_1391555427522182_4391302347126970527_nDuele ver que algunos seres que amamos no sólo sufren ahora, sino que también acumulan causas de sufrimiento futuro.

En ocasiones como éstas, es importante recordar que no somos impotentes. Todo el bien que hacemos es de beneficio universal.

Aún si un individuo particular rechaza nuestro amor y compasión, podemos reducir su sufrimiento indirectamente, beneficiando a los demás. Al mejorar la calidad del entorno mediante nuestros actos virtuosos, todos se benefician.

Cuando somos amables con quienes aceptan nuestro amor, abrazamos también a quienes lo rechazan.

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario

La raíz de la virtud

13522011_1083450565026861_8090055587760945445_nQuienes cultivan la compasión pueden dar aquello que es difícil dar;

pueden tolerar pacientemente aquello que es difícil tolerar;

y pueden hacer aquello que es difícil hacer.

La compasión es la raíz de todas las virtudes.

—Buda Sakyamuni, Sutra de la Moralidad del Laico

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario