¿Cuán fuerte es el karma?

Los cinco factores que, según su grado relativo de intensidad, mitigan o intensifican un acto kármico son:

1. la frecuencia del acto;

2. la intensidad de la motivación para realizar el acto;

3. el modo hábil o inhábil de realizar el acto;

4. la presencia o ausencia como objetos del acto de aquellos que nos han apoyado de forma positiva, como nuestros padres, maestros, y benefactores; y

5. la presencia o ausencia como objetos del acto de aquellos que poseen gran virtud, tales como las Tres Joyas, los maestros del Dharma, y los benefactores mundiales. —TN

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Los preceptos monásticos

The Rise of Women in Buddhism – Lama Tsultrim Allione @ Golden Age of Gaia  | 💙 SHEKINAH ~ READER OF JUPITER INNER AKASHIC RECORDS 💙 SHEKINAH &  JUPITER, ONE HEART, ONE

¡Monjes y monjas! Tras mi Nirvana, todos ustedes deben respetar y honrar los Preceptos. Son como una luz en la oscuridad, o como el tesoro de los pobres. Deben saber que los Preceptos son el gran maestro, iguales a mi presencia en el mundo.

Los monjes y monjas que observan los Preceptos puros no compran, ni venden, ni realizan negocios. No codician campos ni edificios; no tienen sirvientes, ni crían animales. Mantienen gran distancia de toda actividad agrícola y generación de capital, tal como se evita una hoguera.

No cortan árboles ni podan hierbas, ni aran campos, ni excavan la tierra. No formulan medicinas, ni predicen fortunas, ni vigilan las constelaciones, ni calculan los efectos de la luna menguante o creciente, ni preparan cartas astrológicas. Todas estas actividades son indignas de un monje o una monja.

Regulen sus vidas consumiendo alimentos puros en el momento oportuno y viviendo castamente.

—Buda Sakyamuni, Sutra de las enseñanzas legadas

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Tres poderes

La valentía es el poder que permite al Bodisatva vencer los obstáculos a su propia transformación espiritual: a conquistar la ignorancia, el temor, el error, y la muerte, y así alcanzar la liberación.

La compasión es el poder que permite al Bodisatva asumir el dolor y la lucha de los demás que aspiran a esa transformación, y a guiarlos como ‘rey,’ ‘barquero,’ o ‘pastor.’

La sabiduría es el poder del discernimiento que hábilmente informa y sustenta este proceso de transformación.

El estado iluminado (la Naturaleza Búdica de todos los seres) es la presencia espontánea de esos tres poderes. —TN

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Adelantados

Esté yo presente o ausente,

quienes son su propio amparo, su propio refugio,

quienes tienen la práctica como su amparo, la práctica como su refugio,

sin otro amparo ni otro refugio,

son los practicantes más adelantados.

—Buda Sakyamuni, Aspectos principales de la disciplina

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Improcedente

Do the Taliban have Buddha Nature? – Atanu Dey on India's Development

Si otros maldicen

o incluso destruyen las imágenes santas,

los relicarios, y las sagradas escrituras,

es improcedente que yo les condene,

pues los Budas no pueden ofenderse. 

—Santideva, Bodhicharyavatara

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

La mera intensidad

10+ mejores imágenes de Retro TV | televisor antiguo, televisor, disenos de  unas

Cuando vemos un programa en el televisor, no hay dificultad al identificar lugares, personas, animales, montañas, etcétera. Al interesarnos en el programa, nos identificamos con lo que vemos, y comenzamos a sentir un efecto emocional. En realidad, no vemos lugares, personas, animales, o montañas, sino puntos de luz en un tubo metido en una caja.

La confusión que hace posible que disfrutemos de un programa en el televisor es similar a la Ilusión de la ignorancia, ya que es la mera intensidad de las imágenes de la luminosidad de la mente la que subyuga la mente.

—Thrangu Rimpoché

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario

Contemplar y distinguir

Piedra Aguamarina - Comprar en Aromas & Jazmines

Manjusri, un tonto ve granizo y desarrolla ideas erradas. Confundiendo el granizo con cuentas de aguamarina (vaiḍūrya), lo lleva a casa. Guarda el granizo en un frasco y lo atesora. En breve, el granizo se derrite y desaparece, dejando el frasco vacío. Entonces, el tonto cree que la aguamarina verdadera también es una vacuidad inexistente.

Asimismo, has practicado a ver la vacuidad absoluta de los dharmas y constantemente contemplas su vacuidad para contrarrestar tu percepción de los dharmas. Aunque la liberación no es en realidad vacía, piensas que es una vacuidad absoluta. Así como esa persona ve desaparecer el granizo, concluyes arbitrariamente que los tesoros verdaderos (de la Budeidad) también desaparecerán. Asimismo, decides indiscriminadamente que todos los dharmas son vacuidades absolutas. Observando su vacuidad, declaras que los dharmas que no son vacíos son vacuidades.

Hay dharmas vacíos; hay dharmas que no son vacíos. Todas las aflicciones son como el granizo, y destruir las aflicciones es como derretir el granizo. La aguamarina verdadera es como la permanencia del Tatágata. La aguamarina verdadera es como la liberación del Buda.

Aunque los Budas asumen el espacio abierto como Su forma, los seguidores de los dos vehículos lo ven todo como carente de forma. Aunque los Budas asumen la liberación como Su forma, los seguidores de los dos vehículos lo ven todo como carente de forma. ¿Cómo puede decirse que la percepción de la vacuidad absoluta es la liberación verdadera?

Manjusri, debes contemplar intensamente y distinguir.

–Angulimala, Angulimaliya Sutra

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Una canción vieja

Él dijo: Cuando el arco se desliza sobre las cuerdas de un sarangi afinado, la música fluye por los cielos y aviva  los mundos.

Ven, Khema. Quiero que seas mi sarangi.

Quiero ser tu arco.

Cuando termina la música, le contesté, no queda más que el aplauso y una que otra cosa por limpiar.

Tras esa canción que quieres entonar, tendría yo que llevar la melodía nueve largos meses, y no terminaría ahí.

Esa es la canción que tocaron tus padres mientras admiraban las estrellas en el firmamento.

Esa es la canción que tocaron tus abuelos mientras atendían el fuego en la oscuridad del bosque.

Es una canción vieja, muy vieja.

Escucha atentamente.Lejos de las voces humanas hay cantos de libertad que sólo el viento canta entre las hojas.

–Bhikshuni Khema, Therigata (Poemas de las primeras monjas budistas)

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Tres responsabilidades

Los Tres Ciclos del Dharma revelan nuestras tres responsabilidades:

Somos responsables por nuestra conducta. Generamos el sufrimiento y la felicidad con nuestros pensamientos, palabras, y obras.

Somos responsables por nuestra visión del mundo. Toda noción de sujeto y objeto, ser y seres, fenómenos y características es solamente una transformación de la conciencia.

Somos responsables por el bienestar de todo el mundo. Debemos guiar a los seres a la liberación y la iluminación, manifestando nuestra Naturaleza Búdica y ayudándoles a manifestar la suya. -TN

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Cuatro ideas falsas

Seres y Budas | La Gran Vía

El Buda declaró que el cuerpo no es el ser, el ser no es el cuerpo, no hay un cuerpo en el ser, y no hay un ser en el cuerpo.

Estas cuatro ideas falsas surgen en relación con el cuerpo.

Toda relación de un “ser” con las funciones mentales es también falsa.

Nagáryuna, Suhrllekha

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario