Sal y agua

21462996_1699211063443974_4878463427467896629_nUna cucharadita de sal en un vaso de agua hace el agua salada.

La misma cantidad de sal en un gran cuerpo de agua resulta imperceptible.

Del mismo modo, cuando la mente se estrecha, el sufrimiento es enorme.

Cuando la mente se expande, el sufrimiento se achica.

Contempla el cielo; expande tu mente.

Anuncios
Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Desechar

22450103_10155605192551826_2030365290688247170_nCon el propósito de desechar el apego por los fenómenos del samsara, debes cultivar con diligencia la intención de renunciar al ciclo de la existencia cíclica, contemplando la impermanencia y el sufrimiento.

También has de abandonar la preocupación por el bienestar individual  e inculcar en tu continuidad mental la intención altruista de alcanzar la iluminación perfecta.

—Yetsun Taranata

Publicado en Visión dhármica | 1 Comentario

Bienaventurado y Bienvenido

23508e4f361265c350f57d32cfe244f9La perfecta iluminación directa en todos los aspectos, y el abandono de las taras y sus impresiones se conocen, respectivamente, como ‘Buda’ y ‘nirvana’.

En verdad, no hay diferencia entre ambos.

La liberación se distingue por su inseparabilidad de las cualidades, presentes en todos sus aspectos: innumerables, inconcebibles, e inmaculadas.

Esta liberación se llama también ‘Tatágata’, Bienaventurado y Bienvenido.

―Maitreya, Uttaratantra Shastra

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Siete señas

15894761_10211936051984520_845415988878274751_n

Sana a los enfermos. Sostén a los jóvenes.

Protege a los débiles. Ama a los admirables.

Sirve a los nobles. Honra a los sabios.

Conforma tu conducta con la visión superior.

—Kyabye Tashi Norbu Rimpoché

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

La gran compasión

22135363_478828362493303_5054813345603692014_oEl Buda extiende su gran compasión hacia quienes más sufren.

Siente especial compasión y atesora a quienes están sumidos en la ilusión.

Si no intenta rescatar a quien se ahoga en el rio,

¿por qué rescataría a quien descansa cómodamente en la orilla?

—Shan-tao

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Esta masa de sufrimiento

wpid-taranatha-e5a49ae7bd97e982a3e4bb96e5a4a7e5b888-13-jpgNacer es sufrir.

Envejecer es sufrir.

Enfermar es sufrir.

Morir e sufrir.

Me separaré de mis seres queridos.

Buscaré lo que deseo sin encontrarlo.

Encontraré lo que no deseo a cada paso.

 

Haciendo de mi cuerpo una carreta,

de mis piernas el caballo,

de mis brazos las riendas, de mi cabeza el látigo,

corro hacia el sur y me regreso al norte,

sin jamás conseguir ninguna de mis metas.

—Jetsun Taranata

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

La confianza serena

8394c8fe900a6b392738479e3e371360--buddha-figures-online-gallery

Se dice de la persona que alcanza

la confianza serena y la dicha que es igual al Tatágata.

La gran confianza serena es la misma Naturaleza Búdica;

la Naturaleza Búdica no es otra cosa que el Tatágata.

—Shinran Shonin

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

Inestables

20225443_1246250275503075_4637728419482697728_nEste cuerpo es la forma del flujo de la impermanencia;

de momento a momento nace y perece.

Esta mente es pensamiento falso; es ilusoria y delirante.

No confíes en el cuerpo o la mente.

—Ippen Shonin

 

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

La medida

22195922_479009662475173_6126973849463977208_nLas invitaciones a practicar el Dharma en base al beneficio personal de la meditación, el control emocional, la paciencia, y la amabilidad son engañosas, porque el bienestar individual ―aunque ciertamente deseable― no es el referente moral necesario y suficiente de la cultivación espiritual.

Si el individuo se beneficia personalmente al actuar correctamente, santo y bueno, pero el interés personal no es ni puede ser la medida de nuestra conducta.

El comportamiento interesado no es moral, aún cuando produzca beneficios temporales, porque establece y valida las creencias erróneas en la separación y la supremacía individuales como las bases legítimas de nuestros actos.

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario

La renunciación genuina

22154496_373875656366689_5813282923501672362_nEn el Noble Óctuple Sendero, la renunciación  (nishkama) es el primero de los tres componentes del Pensamiento Recto (los otros son la buena voluntad y la inocencia).

Podemos entender claramente la renunciación como la perfección del desapego. Al reconocer la inutilidad de la avidez, metódicamente nos liberamos de las causas del sufrimiento.

La renunciación genuina requiere que percibamos claramente cómo causamos nuestro propio sufrimiento al sentir afán y avidez, y que procedamos a abandonar el apego, la aversión, y la indiferencia, liberando estas emociones aflictivas. Al contrario de lo que solemos pensar, la renunciación no es un estado de privación, si no que nos establece en la paz y la felicidad.

Publicado en Visión dhármica | Deja un comentario